En Métabief, el descubrimiento del esquí alpino desde muy pequeños es una oportunidad que no todos los niños tienen, a menudo debido a que viven lejos de las montañas. El Ministerio de Deportes de Francia, a través de su Centro de Recursos de Deportes de Naturaleza, considera que el esquí alpino tiene muchos beneficios educativos para los niños de 3 a 8 años, por ejemplo descubrir :
– Un nuevo entorno: la nieve y la montaña. 
– Las normas de comportamiento en las pistas y las normas a la hora de utilizar los remontes mecánicos. 
– Aprender las sensaciones del deslizamiento, controlar sus emociones. 
– Una nueva motricidad.

 

Cuanto más crece el niño, más habilidades desarrolla, como la construcción de su autonomía y el descubrimiento de sus propios límites (para los niños de de 9 a 14 años) o incluso la sensación de libertad, para los más mayores.

Durante varios años, la estación de Métabief ha estado involucrada en el aprendizaje del esquí.

Se ha marcado un punto de inflexión este invierno tras un estudio realizado en junio de 2018 en colaboración con la Inspección Académica con el objetivo de comprender por qué los más pequeños esquían cada vez menos e identificar barreras para el esquí escolar. Repasemos detalladamente esta política con Olivier Erard, Director de la estación de Métabief, que afirma que “el esquí es parte de nuestra cultura territorial”.
Se han identificado varios obstáculos y se han implementado actuaciones para la mejora de la estación este invierno:
– La motivación de los docentes: “Este es, sin duda, un área en el que aún hay que mejorar. Hay mucha rotación a nivel de docentes y no es fácil involucrarlos en la organización de los días de esquí.
– Supervisión por personas aprobadas: “Este invierno, hemos implementado la recepción de los padres de forma gratuita un día para que puedan aprobar y supervisar los viajes escolares. En total, 12 padres han participado en el proceso.
– La organización y el coste del transporte, con tiempo limitado en la escuela: “Para superar este obstáculo, hemos optado por trabajar principalmente con los colegios más cercanos e intentar recuperarlos”.

– El precio de un día de esquí: “El departamento financia las horas de enseñanza del esquí, con cursos de esquí. Por nuestra parte, hemos introducido tasas muy bajas para las escuelas, con una reducción del 15% en el precio del paquete escolar este año. Cuatro horas de esquí cuestan 6,50 € y un día 8 €. Los acompañantes son gratuitos. La tarifa es una gran preocupación, pero lamentablemente sabemos que esto no es lo que provocará la asistencia”.

Foto : Métabief – grupo de niños esquiando
Este invierno, la inspección de la academia se ofreció como voluntaria para comunicarse con las escuelas y promover el esquí escolar. “Hay un compromiso real al más alto nivel”, dice Olivier Erard. “Acordamos líneas de comunicación para retransmitir en las escuelas”.
El 12 de marzo, se organizará la tercera edición del festival de esquí escolar, donde todas las escuelas están invitadas a participar con una tarifa escolar de 6,50 € por día. “Hasta ahora, había una falta de transmisión de la comunicación. Este año, esta operación realmente tiene sentido porque hay una verdadera política escolar”, dice Olivier Erard.

Jura Kids Park – el área de juego por excelencia

“Con el fin de facilitar los días escolares, hemos proporcionado a las escuelas un área de juegos llamada Jura Kids Park. En este espacio disponemos de alfombras que pasan por debajo de los túneles. Los niños pueden ser acompañados por sus padres y descubrir el esquí de forma divertida.
Es un espacio que solía abrirse sólo los fines de semana durante las vacaciones escolares. Ahora se ofrece a las escuelas con un precio muy atractivo para niños (tan sólo 4 euros). Pueden disfrutar de las alegrías del esquí, con todos los servicios incluidos: área para comer, baños…
Foto : Métabief – Zona lúdica Jura Kids Park

En Métabief, la diversión en el esquí ante todo

Mientras que muchas estaciones de esquí se quejan del abandono progresivo del esquí por parte de los millennials, la estación de Métabief hace una observación diferente:
“Es cierto que las prácticas de esquí se están urbanizando. En los últimos años, la animación de nuestro dominio esquiable se ha enriquecido. Hoy en día vemos cómo los jóvenes de los barrios de Besançon vienen sobre todo a divertirse. Nuestra oferta ha crecido y ahora tenemos productos del mundo de la nieve más adecuados para los jóvenes: tienda de bocadillos, animación… Por no mencionar las instalaciones de compra digital. Creemos que estos jóvenes querrán volver”.