Las recientes e intensas nevadas han permitido a las estaciones de Pirineos acumular grandes espesores en todo sus dominios esquiables, pero si tenemos que destacar un lugar donde ha caído mucha nieve, ese es Val Louron. Una estación que ha pasado en tan sólo unos días de tener prácticamente nada, a acumular más de 120 centímetros en la parte inferior del dominios esquiable y su vecina, la estación de esquí Peyragudes ha recibido 30 centímetros más, llegando a acumular 150 cm de nieve en sus pendientes y llegando la nieve a cotas muy bajas, pintando de blanco el bonito pueblo de Loudenvielle.

Tremenda nevada en el valle de Louron

Los del valle la denominan el «paraíso blanco para los niños » y lo cierto, es que dispone de multitud de servicios y un relieve que la hace muy adecuada para poder disfrutar en Val Louron con los pequeños de la casa. Próximamente, para dar la bienvenida a la nieve abrirán el Sector de Col y podrán festejar en un futuro próximo y como es debido, el 40 aniversario de una estación que a pesar de tener su pie de pista en cotas bajas, ofrece un esquí muy agradable, una inivación sorprendente y un ambiente muy cercano. Un trato personal y familiar que ya sólo se encuentra en algunas pequeñas estaciones de los Pirineos, donde la tradición, la proximidad y la atención al cliente aportan un valor nada desdeñable a la experiencia que puedas tener en un viaje de esquí.

Val Louron, una pequeña estación llena de encantos y facilidades

Una estación sin coches, donde los desplazamientos son cortos y todos los alojamientos tienen cómodos accesos. La parte del pie de pista es una inmensa planicie donde encontraremos los servicios típicos de una estación de esquí moderna. Desde bares, restaurantes y zonas de comida rápida, hasta alquileres de material, tiendas de ropa y de material deportivo, así como la ESF donde podréis dejar a buen recaudo a vuestros hijos con la seguridad de que estará en manos de buenos profesionales.

La estación propone un amplio abanico de pistas aptas para todos los niveles. No solo los principiantes encontrarán un hueco en la estación de Val Louron, también los expertos gracias a las 6 pistas rojas y la pista negra que los obligará a sacar toda la técnica que llevan dentro.

También destacar la unión de las estaciones Val Louron y Peyragudes, donde proponen un dominio esquiable único, denominado «Nieves Louronesas» (Neiges Louronnaises) ofreciendo en común, 82 kilómetros de pistas, 68 pistas, 11 pistas verdes, 26 pistas azules, 26 pistas rojas y 6 pistas negras, con 17 remontes mecánicos y 4 telesillas desembragables. Los 286 cañones de nieve aseguran la inivación en estas últimas temporadas que la nieve se hace rogar y disponen de 4 itinerarios de raquetas completamente balizado.

Una gran oportunidad para descubrir estos valles de singular belleza con tarifas interesantes y ya de paso, gozar con la tremenda nevada que han recibido en el Louron. Por ejemplo, el forfait «Fin de semana Descubrimiento» pasando un día de esquí en Peyragudes y otro en Val Louron por tan sólo 65€ y los niños entre 5 y 17 años, por sólo 55€.
También puedes pasar 5 días en Val Louron y un día en Peyragudes por 156€ los adultos y 126€ los niños. A la inversa, quedándote 5 días en Peyragudes y uno en Val Louron, la oferta sale a 202€ para adultos y 176€ para niños. No te lo pienses más y disfruta de las inmensas nevadas que ha recibido la estación Valle de Louron y Peyragudes.