En Pirineos franceses, encontramos numerosas estaciones de esquí de diferentes tamaños que dan servicio a los miles de esquiadores que esperan ansiosos la llegada de las nieves. 

Pero cuando queremos inicarnos en los deportes de invierno, nos saltan muchas dudas de a donde ir. 
Las estaciones de esquí más grandes con mayores volúmenes de ventas de forfaits por temporada son las que tienen más medios para comunicar y llegar al gran público, llevándose gran parte del mercado a sus dominios esquiables. 
Sin embargo, que el dominio esquiable sea enorme, la disponibilidad de muchas plazas hoteleras o disponer de modernos y múltiples remontes mecánicos no es sinónimo de ser “un lugar ideal para aprender a esquiar”, sino que a veces todo lo contrario. 
Las grandes estaciones, a veces tienen los parkings lejos del pie de pista, los forfaits son de precio elevado, hay colas, mucha gente en las pistas y la calidad del servicio disminuye. Siendo quizás un gran lugar para expertos y usuarios de nivel medio, pero siendo una experiencia nefasta para aquellos que se inician en el deporte blanco.

Hoy, nos hemos acercado a una de las estaciones más recomendadas para aprender a esquiar en el pirineo francés, Val Louron.

Un paraíso blanco para los niños, lleno de pinos y abetos que protegen de las inclemencias meteorológicas, una exposición de sus pistas muy soleada y agradable, así como todo lo necesario para que los más pequeños de la casa puedan aprender sus primeros giros en un entorno de seguridad donde todo ha sido diseñado y preparado para ellos y para los padres. 

Un jardín para los más peques, denominado Piou-Piou y una zona exclusivamente dedicada a los trineos está a disposición de los usuarios en una zona de cómodo acceso sin tráfico alguno y con vistas magníficas sobre el valle.

Disponen de un parking muy próxima a la zona del pie de pista que permite un acceso cómodo y simple. 

La zona de principiantes es completamente llana con una ligerísima pendiente, donde encontraremos todos los servicios necesarios ( alojamientos, cafeterías, restaurantes, un jardín de infancia, guardería… ) y todo ello, próximo, cercano y con encanto en una zona exclusivamente peatonal donde sabes que los pequeños de la casa no correrán ningún riesgo.

La estación de Val Louron, es una de las estaciones con el pie de pista con menos altitud ( 1.450mts ) asegurando buen clima y exponiéndose poco al desagradable viento que puede arruinar un grandioso día de esquí. La disposición de sus pistas es muy progresiva, de forma que las pistas más sencillas (verdes y azules ) están en la parte inferior del dominio esquiable al cual se puede acceder a pie sin problema como la cinta de “Trounquet” o el telesilla de “Sapins” que da acceso a pistas verdes, sencillas y sin riesgos. Los remontes “Myrtilles” y “Rochers” son telesillas que nos permitirán alcanzar cotas superiores que dan acceso a pistas azules como “Tuco” y “Bouleaux” o tomar el telearrastre Tuco o Ardounes en la cota superior que también da, entre otras, acceso a pistas azules como “sarrouyes” y “sarrouyettes” a más de 2100 mts de altitud con un panorama espectacular de 360 grados del pirineo desde donde podremos ver otras estaciones de esquí de mayor envergadura como Saint Lary o Peyragudes.

A pesar del modesto invierno que estamos viviendo esta temporada en pirineos, la estación está realizando todos los esfuerzos para poder mantener su dominio en las mejores condiciones posibles gracias a sus 50 innivadores y cañones de nieve sumados al buen trabajo de un pequeño equipo que con ilusión y una gran sonrisa,  hacen todo lo posible para que la experiencia de los visitantes sea agradable y familiar.

Evidentemente, uno de los “ganchos” de esta estación de esquí es también el precio de su forfait, mucho más competitivo que el de su competencia cercana y que a muchos les hace decidirse por Val Louron. Con forfait de día a 27,50€ para adultos, 24,50€ para jóvenes ( 12 a 17 años) y de niños ( 6 a 11 años) por tan solo 21€ el esquí se hace más accesible para todos los bolsillos. Si además puedes elehir el día que quieres subir a la estación y subes con críos, los miércoles el forfait es de 5,90€ a los niños de 6 a 11…simplemente espectacular.